viernes, febrero 02, 2007

Adiós


Ayer
pensé que yo era el novamás,
podía creer en lo que fuera,
mis manos luchaban el futuro,
los días soplaban a favor.

Hoy
corre en mi contra el reloj,
vivo estancada en recuerdos,
¿y qué diantre es la fe?
pienso en ti y voy a menos.

Mañana
está escrito el fin de la historia
que junto a tus pasos -dulcemente- caminaba;
en mi mente hay grabado un destino
que jamás podrá tener lugar.

Pero tras la doble vuelta de llave,
tras el pestillo y tras la tranca,
tras el cerrojo y el candado
del presente que me enjaula,
sigues estando a mi lado.

Dejaste huella,
me queda tu esencia,
palpo cada día tu carisma,
tengo aquí conmigo tu bondad.

Mi mano quizás no te agarra,
mis besos tal vez no te alcanzan,
mis lágrimas puede que no te mojen,
pero te sigo queriendo,
y, cada vez que lo hago,
te abrazo dentro.

©ML'2003

No hay comentarios: